Puedes aprender mucho sobre ti mismo simplemente siendo consciente, consciente de cómo respondes a las situaciones, consciente de cómo te sientes, consciente de cómo reaccionas ante la vida y consciente de tus capacidades.

Lo que es importante también es que seas consciente de que muchas veces habrá gente que no tendrá el mismo pensamiento que tienes o no compartirán los valores y eso está bien. El que ellos no te escuchen o te den una respuesta negativa no es una razón para abandonar ningún sueño, respeta su decisión y sigue avanzando.