Debido a la pandemia por SarS-CoV2, muchas personas con problemas de la tiroides han suspendido sus controles. Sería bueno que consulte con su médico si puede o no posponer su consultas. Una opción sería hacer una consulta por videollamada.