Si tiene una mascota, sabe el placer que da volver a casa después de un duro día de trabajo y encontrar a ese “animalito hermoso” esperando por usted, demostrando su felicidad al verlo llegar. Cada uno a su manera: moviendo la cola, correteando por la casa, saltando, ladrando u ofreciendo esa cálida caricia que a los gatos les encanta dar.