Si bien el cáncer de mama es mucho menos frecuente en hombres, éstos también pueden padecerlo. La probabilidad es muy baja (1% de todos los cánceres de mama), por lo cual en general el diagnóstico es más tardío.

Por lo tanto es un MITO.