Una dieta sana, rica en vitaminas y minerales, ayuda a estar más saludable, pero no garantiza la prevención. La vacunación es una de las medidas de prevención más importante y efectiva.

 

Por lo tanto es un MITO.