Debido a la complejidad de la fisiopatología de la glándula tiroides, es muy importante que se al Endocrinólogo quien haga seguimiento a los pacientes con hipotiroidismo, hipertiroidismo, bocio, nódulos de tiroides y, principalmente, a los pacientes con cáncer de tiroides.