La razón por la que necesitamos la insulina ya sea producida en nuestro cuerpo o aplicada como medicamento, es para que introduzca la glucosa en las células y les provea energía.
El trabajo de la insulina es procesar calorías. Por esta razón, puede causar aumento de peso. Para evitar el aumento de peso, lo que hay que hacer es controlar las porciones de comidas que consume. También se debe quemar calorías haciendo ejercicio.